Cuando comienzas con tu vida laboral, te imaginas un sueño: llegar a la oficina que está a una cuadra de tu casa, trabajar en lo que te gusta, tener un ambiente con compañeros súper buena onda y ganar más que lo suficiente para vivir. Desafortunadamente, no siempre es así. Una excelente solución a muchos de estos problemas, es implementar el home office; si en tu trabajo aún no lo hacen, toma nota de esta información que miituo, el seguro por kilómetro recorrido, tiene para ti y dale a tu jefe los argumentos necesarios para que comiences a trabajar desde la comodidad de tu hogar.

¿Qué es home office?

Pues, sin más preámbulos, la práctica "godín" denominada home office, no es más que la oportunidad de poder trabajar desde tu casa (o cualquier otro lugar) que no sea la oficina. Seguramente has escuchado sobre ella como una leyenda urbana, ¿cierto? Sin embargo, son cada vez más las compañías que le han apostado a esta práctica; si la tuya aún no la lleva a cabo, checa cómo convencer a tu jefe de que lo implemente.

Beneficios del home office

Aquí están los beneficios más palpables de la implementación del home office, tanto para las empresas, como para los empleados:


  • Aumenta la productividad. Según la Coparmex (Confederación Patronal de la República Mexicana), la práctica de trabajo remoto, incrementa la productividad de los empleados hasta en un 28%.
  • Reduce o elimina tiempos de traslado. En una ciudad tan caótica y poblada como la Ciudad de México, los tiempos de traslado de un empleado para llegar a su casa u oficina, podrían ser de hasta cinco horas; con el home office, estos tiempos se acortarían dramáticamente, por lo que el empleado podría tener una mejor calidad de vida.
  • Ahorro para compañías y empleados. Mientras que las empresas pueden ahorrar una buena suma de dinero en suministros como papel, café y electricidad, los empleados gastan menos en transporte y alimentos, lo que significa que ambas partes tienen menos pérdidas.
  • Combates la contaminación. Al haber menos personas tratando de trasladarse a sus trabajos o casa a la misma hora, habrá menos automóviles en las calles, lo que significa que habrá menos contaminación y eso nos beneficia a todos: empresas, oficinistas y gente que gusta de respirar aire limpio.
  • Hay un valor agregado a la organización. Aunque son muchas las empresas que ya implementan esta modalidad de trabajo, las que faltan aún son muchas; así es que tener esta "prestación" hace que muchas personas quieran trabajar contigo y que quienes ya lo hacen, sean más leales.
  • Incrementa las habilidades de autogestión. Al no tener a nadie que esté detrás de los empleados para preguntarles cómo van con sus actividades y pendientes, estos comienzan a gestionar mejor sus tiempos de entrega y a ser más eficientes y con iniciativa.

  • Ahora sí, preséntale a tu jefe todas las ventajas que te hemos compartido en miituo, el seguro por kilómetro recorrido, y verás que será mucho más fácil convencerlo para que implemente el home office en la compañía. ¿Tienes alguna otra ventaja para el trabajo desde casa?