Por Ohtokani de miituo


La bicicleta es una gran alternativa para sustituir el uso del auto mientras cuidas al medio ambiente y ahorras dinero. El uso de la bici para trasladarse a diario se ha vuelto tan popular que cada vez más hay nuevas vías exclusivas para ciclistas y leyes que velan por su seguridad.


Es por eso que en miituo incentivamos el uso de medios de transporte alternativos con información y consejos para ciclistas urbanosy con un seguro de pago por km con el que solo pagas por los km que recorres; así puedes dejar el auto estacionado, no pagar nada y seguir protegido.


A continuación, te compartimos toda la información que necesitas saber sobre los biciestacionamientos CDMX para estacionar tu bici de forma segura y poder trasladarte en la ciudad a diario.

¿Qué es un biciestacionamiento?

Una de las principales dudas de los ciclistas urbanos principiantes es dónde y cómo estacionar la bicicleta de forma segura en la ciudad. Atar tu bici con cadenas y candados no es un método infalible para protegerla. Afortunadamente hay una opción gratuita para estacionar tu bici mientras estudias o trabajas: los biciestacionamientos CDMX.


Los biciestacionamientos CDMX son espacios públicos administrados por el gobierno capitalino para resguardar bicicletas de forma segura. Actualmente existen siete biciestacionamientos ubicados en zonas clave de la CDMX donde se registra mayor afluencia de personas, como paraderos de autobuses, estaciones de metro, metrobús y suburbano.


El acceso a cualquier biciestacionamiento es gratuito, seguro y apto para todo público. Cuenta con sistema de seguridad cerrado, racks individuales para bicicletas y espacios para vehículos para personas con discapacidad. Ofrecen servicio los 365 días del año, las 24 horas del día y puedes almacenar tu bici hasta por 72 horas máximo.


En algunos de ellos incluso se ofrecen cursos para niños para aprender a usar la bici de forma segura, tiendas y servicio mecánico a bicis.


El horario de operación de los siete biciestacionamientos CDMX es de lunes a viernes de 05:00 a 01:00 horas del día siguiente, sábados de 06:00 a 01:00 horas del día siguiente y los domingos y días festivos de 07:00 a 24:00 horas.


Los biciestacionamientos CDMX están divididos en Masivos y Semimasivos.


El primer grupo lo integran el biciestacionamiento El Rosario, biciestacionamiento Pantitlán y el biciestacionamiento La Raza.


Mientras que el segundo grupo se constituye por el biciestacionamiento Martín Carrera, biciestacionamiento Buenavista, biciestacionamiento La Villa y biciestacionamiento Periférico Oriente.

Biciestacionamiento requisitos para usar

Si bien el uso de cualquier biciestacionamiento es gratuito, debes realizar un registro previo para poder almacenar tu bici. El trámite puedes realizarlo en línea, pero antes te recomendamos contar con los siguientes documentos en formato PDF:

  • Identificación oficial vigente.
  • Comprobante de domicilio (no mayor a 3 meses).
  • Fotografía de la bici que vas registrar.

  • Una vez que tengas al alcance todos los documentos requeridos puedes hacer tu pre-registro a los biciestacionamiento en el sitio web de la Secretaría de Movilidad (SEMOVI) en el apartado de biciestacionamientos y acceder al portal con tu CURP.


    A continuación se desplegará un formulario que tras completarlo, te permitirá elegir el biciestacionamiento donde quieres resguardar tu bici. Por último, tendrás que adjuntar los documentos en formato PDF que enlistamos previamente.


    Tus datos y documentos pasarán por un proceso de verificación, validación y aprobación y si todo está en orden, recibirás un correo electrónico donde se te informe el estatus de tu solicitud y las instrucciones para concluir con tu inscripción.


    Si tu solicitud fue aprobada solo deberás presentarte en el biciestacionamiento que elegiste con tu identificación oficial y el correo de confirmación en tu celular o impreso.


    En el lugar se te tomará una foto a ti y a tu bicicleta. También se registrará tu tarjeta de Movilidad Integrada, la cual necesitarás para acceder al biciestacionamiento. ¡Listo! Ya puedes pedalear por la ciudad y trasladarte a tu trabajo o escuela sin preocuparte por la seguridad de tu bici.